La Sorprendente Voluntad de Dios

No nos toca entender o razonar todo lo que Él nos pida, ¡sería absurdo esperar comprender todo lo que el Creador mismo de toda Sabiduría piensa y razona! Lo que nos toca a nosotros es pasar tiempo a su lado para Escuchar su voluntad, después Creer que si Él lo dijo es porque así será y finalmente Obedecerlo para ver sus palabras y promesas hacerse realidad. ¡Dios no miente ni deja nada a medias! Si Él lo dijo, lo hará; si lo empezó lo terminará; si te envió irá contigo; si le entregas tu vida te usará.

Dios está con los íntegros de corazón

¿Cómo puede llegar una persona a desarrollar una vida tan ejemplar? El primer paso se da cuando se decide en el corazón a quién se le será fiel por encima de cualquier cosa, porque mientras no estemos seguros de querer quitar todo pecado en nuestra vida ni nos hayamos comprometido a buscar al Señor y leer su Palabra cada día no lograremos ser constantes, estables ni mucho menos fieles en nuestra relación con Él. Un corazón que no le es fiel en cada área sino sólo en las que le convienen o las que no le cuesta tanto serlo es un corazón que “carece de alguna de sus partes”, es decir, que le hace falta integridad. ¿Tienes un corazón íntegro?

Ya es tiempo de volver a los caminos del Señor

Porque ¿no es verdad que es cuando bajamos nuestra mirada del Cielo y la ponemos en nuestras circunstancias que nuestro corazón se empieza a enfriar al llenarse de duda, envidia, comparación y orgullo?, ¿no fue un evento no comprendido en tu vida, un mal trato de alguien más o un deseo de satisfacer tus ojos o tu cuerpo lo que te alejó de Dios la última vez que estuviste varios días sin orar, sin leer la Biblia y sin buscarlo? ¡Regresa tu mirada al Cielo! Dale al Señor el reconocimiento que merece, dobla tu rodilla una vez más ante Jesucristo y déjalo tomar el control de tu vida una vez más.

¿Eres alguien a quien Dios puede usar?

¿Eres alguien en quien el Señor puede depositar su confianza?, ¿si Él te diera un mensaje para alguien más lo entregarías tal cual lo recibiste sin agregarle algo de tu parte?, ¿si te confiaran el crecimiento de la fe de algunos cuantos hombres o mujeres serías pieza clave en su madurez cristiana? Dios quiere usarnos a ti y a mí para que seamos parte de sus planes y propósitos eternos pero antes debemos dejarlo moldear nuestro corazón y formar nuestro carácter para convertirnos en alguien que Él pueda usar y en quien pueda confiar.

Dios quiere que seas parte de sus Planes

El Señor no deja nada al azar ni a la suerte, nada con Él es casualidad. Estás en la familia que Él quiso, naciste en el país, la cultura y la ciudad que Él planeó, estás en el momento de la historia que Él te imaginó y si puedes tener un poco de fe puedes llegar a ser parte de sus propósitos para este momento de la historia, en el lugar donde estás y con las capacidades y personalidad que tienes. Por más increíble que suene ¡el Creador del Universo quiere usar tu vida para que su voluntad se cumpla! ¿Te gustaría ser parte de sus planes?