Imitadores de Dios

¿Cuánta gente habrá hoy en día que se dice cristiano e incluso asiste a una iglesia y ocupa los lugares más visibles pero en su corazón no se ha decidido a darle el control de su vida a Cristo? Personas que no han aprendido a amar a los demás sino que solamente piensan en ellos mismos y en lo que ellos creen que es bueno o es malo. Si Dios no edifica nuestro corazón todo lo que hablamos o creamos de Él serán mentiras o engaños que nosotros mismos hemos creado.